¿Qué no perdona un cliente de un pequeño hotel?

Negocios

Cuando todos vamos a un hotel y pagamos el servicio queremos que todo esté perfecto. Ya que no vamos a estar en casa todos pedimos comodidad, confort, buen trato. Por eso si quieres que tu pequeño hotel familiar  funcione, presta atención a ciertos detalles. Te aseguramos que el cliente volverá.

Detalles importantes a tener en cuenta en un hotel

1.El recinto. Ten en cuenta que la primera imagen que reciba el cliente de nuestro hotel pasa por el recinto y enseguida la recepción. Hay muchas personas que van por la calle y cuando ven un hotelito coqueto y bonito lo primero que dicen es “la próxima vez podríamos probar a alojarnos aquí”. Así es que cuida la fachada, la iluminación de la misma y de la entrada; que el suelo, las puertas, los cristales, estén bien limpios y que el cartel sea bonito y se vea bien desde lejos.

1.La habitación. Cuando los clientes “hemos picado” y hemos decidido optar por ese pequeño hotel que nos ha dado tan buena impresión, todo no está ganado. La habitación va a jugar un papel fundamental en que queramos volver o no. Las sabanas hotel, las toallas, los edredones tienen que estar limpios y nuevos. No es necesario tener un gran presupuesto para tener buenas sábanas o toallas. En Internet por ejemplo podemos encontrar gran competencia en precios para conseguir todo lo que necesitamos a precios de saldo.

3.La comida. Cuando estamos fuera de casa, queremos comer bien. En los pequeños hoteles noa apetece comida casera que se note que está hecha con esmero y cuidado. Si ofrecemos una comida con una calidad baja, es muy posible que perdamos clientes. Para empezar ofrece buenos desayunos, es una invitación a que el cliente quiera también almorzar o cenar en nuestro hotel

4.El servicio. Amabilidad y disposición. No lo olvides, es más ue suficiente.